¿Realmente es tan bueno batir récord de turistas en España?

0
1

Últimamente no dejamos de escuchar en las noticias como el número de turistas sigue aumentando año tras año, y yo me pregunto: ¿Por qué esto no se refleja en la economía de forma más sustancial? Si el número de turistas sube un 11%, los ingresos y el número de contratos de trabajo debería subir a la par.

Por desgracia, la realidad dista mucho de como deberían ser las cosas. En España llevamos años fomentando el turismo barato, el turismo que busca la fiesta y el alcohol económico.

Pero no todo es negativo, esto también ha hecho que el número de hoteles baratos aumente, haciendo asequible las vacaciones para un gran número de personas que antes no se lo podían permitir. Las vacaciones han pasado de ser un lujo a una necesidad de primer orden.

Tradicionalmente, los alojamientos en España tienen un sistema de valoración por estrellas y un control de calidad extremadamente bueno. La calidad de un hotel en España es mucho más alta que en la mayoría de países del mundo, hasta el punto que un 2 estrellas español puede equivaler a un 4 estrellas de Inglaterra o Francia.

La clave está en que la mayoría de nuestros hoteles son de nueva construcción y están adaptados a las nuevas tecnologías, con habitaciones espaciosas y baños modernos. Mientras que en la capital inglesa o francesa los edificios son tan caros que no sale rentable reformar los hoteles.

¿Para qué gastar dinero en reformas si se siguen vendiendo habitaciones por la popularidad de esas ciudades?

Por suerte para nosotros, España sigue en el Top 3 de los países con mayor número de turistas receptores, con uno de los porcentajes más altos en turistas que repiten y vuelven a nuestro país. Lo único que deberíamos hacer es empezar a fomentar un turismo enfocado a actividades específicas que generen un valor añadido y, por lo tanto, más ingresos que el turismo de sol y playa.

Tenemos el clima, la gastronomía, arquitectura envidiable y un carácter que le gusta a todo el mundo. Los únicos que tenemos que valorarnos más y comenzar a explotar nuestras mejores ventajas somos nosotros mismos.

DEJA UNA RESPUESTA