La comunicación evoluciona y se adapta a los avances tecnológicos

0
3

Que los avances tecnológicos están sucediendo a un ritmo imposible de asimilar es un hecho que no se le escapa a nadie. Actualmente conseguimos más avances en medicina en un sólo año que en todo el siglo pasado. Y este porcentaje abrumador se puede extrapolar a prácticamente todos los ámbitos que conforman la sociedad.

Seguramente te habrás dado cuenta como ha cambiado la sociedad en los últimos 5 años debido a la revolución que ha supuesto WhatsApp en la forma en la que nos comunicamos. No importa la edad o el nivel social, todo el mundo esa aplicación.

¿Sigues llamando por teléfono o prefieres pagar dinero para tener más gigas?

WhatsApp ha sido una aplicación que llegó en el momento perfecto y cubrió la demanda de un servicio que, hasta entonces, no existía: Una plataforma para hablar gratis entre amigos en el teléfono móvil.

En marketing se dice que una empresa ha triunfado al máximo cuando crea un producto que se convierte en verbo. Es decir, nadie dice “buscar en un motor de búsqueda”, la gente dice “googlear”, del mismo modo que ya no se mandan sms, se mandan “whatsapps” o se “whatsappea”. El impacto es tan fuerte que la influencia de algunos servicios modifican el lenguaje que usamos para referirnos a ellos.

Como curiosidad, ¿sabías que WhatsApp se creó originalmente sólo para iPhone? Durante más de 1 año fue #1 en la App Store de Apple y no había nadie que le hiciera sombra. Y no fue hasta casi 2 años después cuando sus desarrolladores se decidieron a crear una aplicación whatsapp para Android. Aunque esto no es una novedad, a lo largo de los años esto ha pasado continuamente, como por ejemplo con Instagram.

Tal vez no sea la apliación con el mejor diseño, tampoco la más segura, pero es la app para comunicarse más usada del mundo. Ahora mismo, en el momento en el que escribo esta entrada, WhatsApp tiene más de 1.200.000.000 de usuarios activos diariamente, por lo que se ha convertido en la plataforma más grande sólo detrás de Facebook. Los que por cierto, son también dueños de WhatsApp y de Instagram. ¡Es imposible escapar al control de Zuckerberg!

DEJA UNA RESPUESTA